Cada cierto tiempo me gusta cambiar el estilo del blog. Dependerá de la estación del año, o de mi estado de ánimo. Espero que este sea otro aliciente más para que no me falten vuestras visitas y por supuesto vuestros comentarios, sin ellos el blog se queda a medias. Mil gracias.

27 de febrero de 2013

Manchester en acrílico


Este es el resultado del boceto anterior en acuarelas, esta vez en acrílico. La diferencia con el óleo consiste en la forma de diluir, éste con disolvente tipo trementina o aguarrás y el acrílico con agua, lo cual elimina el persistente olor del disolvente. La forma de aplicarlo es lo mismo y además de secar más rápido, no mancha. De cualquier forma, no podemos menospreciar las cualidades untuosas del óleo.


Estas pinturas sobre la ciudad inglesa me ha servido para desechar prejuicios y tópicos que nunca vienen bien. Cuando me propusieron la realización del paisaje inglés, mi primera expresión fue la siguiente: -"No sé si tendré bastante gris..." Para mi sorpresa, comienzo a ver fotos y en muy pocas aparece un día gris, esto no quiere decir que no existan, sino que cuando yo he estado allí casi siempre ha lucido el sol. Así en este cuadro he luchado contra el prejuicio y  quise darle luz. No sé si lo he conseguido, siempre creo que el resultado puede mejorarse, pero en este caso vale más la imagen que la técnica empleada y todos los posibles defectos o aciertos.
Esta pintura está dedicada a mi hijo, que por estos días hace 10 años que es otro español por el mundo.

6 de febrero de 2013

Manchester


Esta acuarela es un boceto para comprobar el efecto en color y forma, con el fin de realizar un acrílico sobre lienzo.
El original es una foto de una calle de Manchester donde se sitúan el Museo de la Ciencia y la Industria (MOSI) en las antiguas fábricas edificadas durante la Revolución Industrial. Al fondo el Hotel Hilton que se ha convertido en un edificio emblemático en el paisaje de la ciudad.
He escogido esta foto por que refleja el avance de la ciudad de Manchester hacia un futuro, aprovechando al máximo su patrimonio y su legado. Remodelando sus edificios y adaptándose a los nuevos tiempos. Para mí es un ejemplo que debería encontrar continuidad en nuestro país, donde a veces parece que no sabemos aunar lo pasado con el presente y sobre todo con el futuro.
Las figuras que aparecen caminando son mi hijo y yo.